sábado, 5 de mayo de 2012

Los tres mundos de Popper, por lo menos

¿Cuántos mundos hay? O bien, ¿toda la realidad posee los mismos caracteres o cabe establecer diferencias entre distintos tipos o niveles de realidad? Claro, claro, la realidad es una y seguramente pienses que todo lo que hay existe de la misma forma, pero quizás puedas ser un poco más sutil y puede que percibas importantes diferencias entre unas realidades y otras.
El conocido filósofo austríaco Karl R. Popper (el simpático vejete de la derecha, como hábilmente habréis supuesto), en su obra Conocimiento objetivo, estableció una célebre distinción entre tres mundos:
"El mundo consta al menos de tres sub-mundos antagónicamente distintos: el primero, es el mundo físico o de los estados físicos; el segundo, es el mundo mental o de los estados mentales; el tercero, es el de los inteligibles o de las ideas en sentido objetivo, el mundo de los objetos de pensamiento posibles: el mundo de las teorías en sí mismas y sus relaciones lógicas, de los argumentos y de las situaciones problemáticas tomados en sí mismos".
Lo interesante de este planteamiento es que, por un lado, intenta superar el tradicional dualismo mente-materia o sujeto-objeto, que venía marcando la tradición occidental, y, por otro, que tiene en cuenta las múltiples relaciones e interdependencias que pueden darse entre los tres mundos: la relación más obvia entre ellas sería de emergencia, en tanto que grosso modo el mundo 2 emerge a partir del mundo 1, así como el mundo 3 emerge del 2.

Aunque... ¿por qué conformarse con tres? ¡Seamos un poco imaginativos! ¿Y si fueran cinco, o siete, o veintiséis los mundos existentes? Si hilamos fino quizás apreciemos diferencias más sutiles de las que habíamos sospechado. 

Tarea: redactar un sencillo planteamiento sobre los diversos tipos posibles de realidades, indicando brevemente qué caracterizaría a cada una de ellas.


No hay comentarios: